Tiempo de Música | “Turandot” en Montevideo

Tiempo de Música
“Turandot” en Montevideo : El enigma de la mujer o la mujer de los enigmas
Una excelente versión musical a cargo de Stefan Lano y una grandilocuente producción escénica firmada por Roberto Oswald fueron el marco de la propuesta lírica del SODRE en la presente temporada. Por Ernesto Castagnino (enviado especial a Uruguay)
El exotismo oriental, que ya había aparecido en Madama Butterfly, es el recurso dramático-musical dominante en Turandot, la última ópera compuesta por Giacomo Puccini. La partitura rebosa de motivos orientales y elementos pentatónicos con los que traza la pintura de una China “a la italiana”, priorizando el desarrollo de la acción que fluye sin pausa hasta la apoteosis final. En esta obra, Puccini profundiza al máximo el entramado de voces, masas corales y orquestales concertadas con resultados ciertamente espectaculares.

En el marco de una China legendaria y misteriosa, el compositor introduce una variante interesante en la estructura clásica ya que la villana —aunque luego se arrepienta— es la protagonista mientras que la heroína es su antagonista. Para acentuar el contraste, Puccini adjudica a la princesa Turandot una vocalidad de soprano dramática mientras que la dulce esclava Liù es un rol para soprano lírica. En medio de ambas está el esperable tenor —en este caso heroico— que rechaza a Liù encandilado por la belleza de Turandot. Este giro, respecto de la disposición habitual, crea un efecto interesante por su originalidad, aunque la resolución del clímax dramático que supone la muerte de Liù, seguida de un dueto amoroso, resulta siempre un tanto desconcertante.

El misterio de la feminidad que Freud llamó ese dark continent, se expresa en esta trama con precisión casi clínica. “Mai nessun m’avrà” (Nadie podrá poseerme) grita sin pudor la gélida princesa, cuya virginidad preserva cortando la cabeza de todo aquel que la convierta en objeto de deseo. Como la Esfinge tebana, Turandot propone a cada pretendiente tres enigmas que deberá resolver para hacerla su esposa y no ser decapitado. Calaf será el héroe capaz de resolver los enigmas y conquistar decididamente ese oscuro continente.

José Luis Duval (Calaf) y Janice Baird (Turandot) en el segundo acto de Turandot, Auditorio Nacional Adela Reta del SODRE, Montevideo, Uruguay, 2012

La puesta escénica de Roberto Oswald con el vestuario de Aníbal Lapiz se remonta a la producción de esta ópera en el Luna Park que el Teatro Colón realizó en 2006 y que luego partió de gira hacia México al año siguiente. Luego de su paso por el Teatro Municipal de Santiago de Chile en 2009, la celebrada producción arriba ahora a Uruguay conservando su actualidad y eficacia teatral. Oswald, a pesar de cierta tendencia a la presuntuosidad y los excesos visuales, garantiza siempre un disfrute pleno al espectador, que en esta oportunidad asiste a un deslumbrante despliegue de ese oriente mítico tan atractivo como ajeno a nuestros ojos occidentales.

En el rol protagónico se alternaron las sopranos Janice Baird y Patricia Gutiérrez con resultados bien diferentes: mientras que ésta última planteó una princesa crispada desde el comienzo, con filosas notas agudas y alguna estridencia, pero también con un destacable cuidado del fraseo y la dicción; por su parte Janice Baird encarnó una Turandot distante, grave, casi alucinada en su recuerdo de la abuela asesinada por extranjeros, con la que se identifica. Esto lo logró a partir de un registro medio contundente desde el que ascendía al agudo sin dificultad, proyectando una voz de soprano dramática ideal para el personaje. Completaba su excelente actuación una gestualidad ajustada que permitió apreciar matices en un personaje de por sí algo unidimensional.

El protagónico masculino contó con resultados más discretos en el tenor José Luis Duval, que posee una voz más lírica que heroica y, si bien el fraseo fue pulido y los pasajes amorosos estuvieron logrados, escasearon la potencia y el volumen requeridos para hacer frente a los embates de la principessa di gelo. En el otro elenco José Azocar se encontró cómodo con la tessitura del rol y delineó un Calaf algo rígido gestualmente pero aguerrido y vigoroso.

Paula Almerares (Liù) en el tercer acto de Turandot, Auditorio
Nacional Adela Reta del SODRE, Montevideo, Uruguay, 2012

El rol de Liù contó con dos interpretaciones excelentes: Paula Almerares —que la había cantado en el estreno de la producción en 2006— abordó el personaje sosteniéndose en la belleza de su timbre lírico y desplegando una línea vocal refinada. La soprano venezolana Mariana Ortiz —de cálida vocalidad pucciniana— deslumbró por su entrega y compenetración con el personaje de la esclava que se inmola por amor. En ambas interpretaciones se logró el crescendo emocional y vocal que alcanza su pico más alto en el aria final “Tu che di gel sei cinta”.

El bajo-barítono Homero Pérez-Miranda como Timur, resultó conmovedor en la despedida a su fiel esclava. De los tres ministros se destacaron el Ping de Alfonso Mujica, el Pang de Gerardo Marandino y el Pong de Fabián Villalba.

La segura y teatral dirección de Stefan Lano logró una excelente respuesta de la Orquesta Sinfónica del SODRE que se desempeñó con buen nivel en todas sus secciones. La batuta de Lano, atenta a los cantantes y sus necesidades, siempre alcanza versiones musicales memorables, y esta no fue una excepción. El Coro del SODRE, preparado por Esteban Louise, tuvo una muy buena actuación y logró momentos de gran dramatismo en las escenas concertantes.

Una excelente versión musical acompañada de una puesta escénica de comprobada eficacia, posibilitó disfrutar de las incontables virtudes de la última ópera de Puccini.

Ernesto Castagnino castagnino@tiempodemusica.com.ar
Julio 2012

Escena del segundo acto de Turandot, Auditorio Nacional
Adela Reta del SODRE, Montevideo, Uruguay, 2012

TURANDOT, ópera en tres actos de Giacomo Puccini. Funciones del sábado 21* y domingo 22 de julio de 2012 en el Auditorio Nacional Adela Reta del SODRE, Montevideo, Uruguay. Dirección musical: Stefan Lano. Dirección de escena, escenografía e iluminación: Roberto Oswald. Vestuario: Aníbal Lapiz. Intérpretes: Janice Baird / Patricia Gutiérrez* (Turandot), José Luis Duval / José Azócar* (Calaf), Paula Almerares / Mariana Ortiz* (Liù), Homero Pérez-Miranda / Guillermo Prilassnig* (Timur), Alberto Cazes / Alfonso Mujica* (Ping), Gerardo Marandino / Leandro Méndez* (Pang), Fabián Villalba / Diego Reggio* (Pong), Mayo Javier Cordero / Eduardo Fleitas* (Altoum), Nicolás Zecchi / Julio Clavijo* (Mandarín). Orquesta Sinfónica y Coro del SODRE. Director de coro: Esteban Louise.

__ // Tiempo de Música //___

About these ads

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s