Macri y el tenor de la memoria | Miradas al Sur

Miradas al Sur | Año 3. Edición número 149. Domingo 27 de marzo de 2011
Macri y el tenor de la memoria
Enviado por Gisela Carpineta el Dom, 27/03/2011
Por Diego Long  politica@miradasalsur.com
Plácido Domingo cantó ante más de cien mil personas en el Obelisco y el Pro quiso sacar rédito político
El del Teatro Colón es uno de los conflictos serios que afectan a la Ciudad de Buenos Aires. Un conflicto nacido como problema menor y agravado luego por la administración macrista, para terminar consagrado como irresoluble dificultad crónica. Igual que la educación pública, la situación hospitalaria, la construcción, la aventura vial o el asedio a vendedores ambulantes y artistas callejeros, por ejemplo, la situación en torno del primer coliseo ha quedado estancada y sin atisbos de intenciones PRO para subsanarla. Fieles a un estilo, en lugar de diálogo, los hombres de Mauricio mantuvieron su indiferencia a los reclamos de los trabajadores, completaron la estrategia del desgaste con asedios judiciales y apostaron a la complicidad mediática para relatar la cosa o bien silenciarla.

La llegada de una primerísima figura de la talla de Plácido Domingo echó por tierra cualquier posibilidad de que el enfrentamiento de meses pasara desapercibido. Con la pelea en los medios, en el gobierno de Mauricio Macri especularon con la presión ante una figura como la del tenor, con el malestar de los abonados al teatro y con los agravios y descalificaciones en la prensa hegemónica (siempre presta a endilgar la “vergüenza” internacional a la lucha de los trabajadores).
El tesón de técnicos y artistas y la calidad humana de Plácido Domingo volvieron a propinar un revés al oficialismo porteño. Los primeros estaban decididos a mantener la medida de fuerza a rajatabla y no participar de ninguno de los conciertos que daría la estrella. “No querría volverme sin cantar, pero comprendo el reclamo de los músicos”, declaró el artista, que no había sido informado de la situación.
“Plácido Domingo nos convocó al hotel Alvear una hora antes de hacer la primera conferencia de prensa. Fuimos con cuatro músicos de la Orquesta y le llevamos un impreso con el detalle de todo el conflicto del Teatro Colón desde su inicio en el año 2009, pasando por el despido de 280 personas y la destrucción del patrimonio cultural. Le llevamos tres de las partituras que encontramos tiradas en un container y cuando las vio se agarró la cabeza”, cuenta Sebastián Alanis, abogado de los trabajadores del teatro. Domingo vio partituras de Aída fechadas en 1911, se enteró de las demandas judiciales y demás atropellos a los derechos laborales e invitó a los músicos a la conferencia de prensa, cosa que rechazaron.
Allí, el artista dio su apoyo a los trabajadores y la asamblea decidió que debía devolverle el gesto. “La charla fue excelente. Marcó el contraste entre el trato tan amable, educado y considerado del maestro Plácido Domingo, y el que recibimos de los funcionarios del Gobierno, que nos califican de terroristas psicológicos, piqueteros y mafiosos”, señala el clarinetista Carlos Fernández, uno de los músicos que estuvieron en la reunión. “A partir de su gestión –agrega Fernández–, por respeto a su figura, tan caballero y amable y, sobre todo, a la gran cantidad de gente que se autoconvocó en la avenida 9 de Julio, evaluamos que teníamos que tocar, porque la verdad es que el Teatro Colón a veces no es tan accesible para mucha gente y el jueves hubo una convocatoria de más de 100 mil personas”.
El plantel del Colón procuró dejar perfectamente claro que accedían a tocar por “un gesto de devolución a la actitud de generosidad que había tenido Domingo para con los trabajadores, sin que esto significara renunciar o retroceder en el conflicto”, destacó Máximo Parpagnoli, delegado general de los trabajadores.
La aclaración no es ociosa, no fueron pocas las veces que accedieron a poner manos a la obra a cambio de promesas fallidas. Incluso, en esta oportunidad ofrecieron levantar el paro si el gobierno de Macri retiraba las sanciones que pesan sobre 25 trabajadores. Pero la administración porteña parece no buscar acercamientos. Su carta de presentación fue el despido de unas 300 personas y, desde esa primera medida, no paró: hizo desastres con la restauración del palacio histórico, inició demandas millonarias contra los trabajadores, tercerizó a buena parte del plantel, volvió a incorporar los contratos basura que tanto había costado erradicar y trató a los obreros culturales, entre otras cosas, de piqueteros, terroristas psicológicos y mafiosos.
Por eso, en el Obelisco no pudo estar el jefe de Gobierno, Mauricio Macri, ni el de Gabinete, Horacio Rodríguez Larreta, ni tampoco el director general del Teatro, Pedro Pablo García Caffi. Una decisión “acertada”, consideró Parpagnoli, ya que cuando el locutor nombró al Gobierno de la Ciudad entre los sponsors, “el abucheo y la rechifla de la inmensa mayoría de los 120 mil que estaban presentes, fueron notorios”. Carlos Fernández, por otro lado, destaca que los asistentes “aplaudieron con mucho énfasis” cuando se mencionó a la parte artística. “La gente se da cuenta”, asevera, y da su versión del enfrentamiento: “Básicamente es la intención de un teatro tercerizado y para pocos, mientras nosotros queremos un teatro abierto para el mayor número de personas, porque el Teatro Colón es público, no privado”.
El clarinetista alude a las intenciones de convertir a este orgullo de la producción cultural nacional en un escenario que privilegie a las producciones extranjeras. Con el consiguiente aumento de las entradas.
“Cuánto ganan los sindicalistas que condicionan el recital de Plácido Domingo”, porfiaba el lunes un título de Infobae.com. Para Carlos Fernández, “fue demasiado tendencioso, el último acuerdo que se consiguió es de 5.800 pesos. Después, con un gremio que no está en conflicto acordaron bonificaciones móviles (presentismo y productividad) que no van al básico, no hacen aportes, y que suman a esa grilla”.
Parpagnoli aclara que esos datos toman los sueldos “más altos”, como el de un jefe de sección escenotécnica con 30 años de antigüedad o el del concertino. Y reniega de que, no sólo publican el sueldo bruto, sino que eluden decir que el promedio del 80 por ciento de los casi 950 trabajadores se ubica entre los 5 mil y los 5.500 pesos”. El mismo Parpagnoli sirve de ejemplo: “Mi sueldo actual en bolsillo es de 5.900 pesos, y tengo 27 años de antigüedad”.
En la asamblea en que los trabajadores del Colón decidieron acompañar a Plácido Domingo también se resolvió donar el cachet de los músicos a un hospital público o al staff de los contratados, que no cobran desde hace meses.
Al día siguiente de tocar en el Obelisco junto al tenor español, los músicos volvieron a presentarse en un repleto salón de actos de la Facultad de Derecho de la UBA, con entrada libre y gratuita, y “en defensa de la temporada 2011 y por la inmediata resolución del conflicto que se produjo como consecuencia de las agresiones recibidas”.

Los músicos que tocaron ante unas 120 mil personas sufren sanciones y demandas millonarias por parte del gobierno macrista.

Otras notas

  • Un jueves ni plácido ni domingo

    Empleados del Teatro Colón en conflicto justo y permanente con las autoridades porteñas, un tenor mediático como Plácido Domingo dispuesto a escuchar los reclamos laborales (como efectivamente lo que es, un trabajador más), pronósticos más que creíbles (por una vez)de lluvias, posibilidades ciertas de multitud ansiosa de escuchar al cantante. Todo eso junto debería haber significado, para Mauricio Macri una mano ideal para irse al mazo.

  • Sinfónico descalabro

    Los trabajadores del Teatro Colón decidieron no acatar la conciliación obligatoria dictada por el Gobierno porteño ante la decisión de mantener intacta su actitud de no escuchar los reclamos de los empleados. “Pretendieron hacernos firmar la paz social sin darnos ningún tipo de respuesta, a lo que nos negamos. Y cuando se dignaron a respondernos, nos dijeron que no había nada”, señaló a Miradas al Sur el delegado general del Teatro Colón, Máximo Parpagnoli.

  • El detrás de escena de la reapertura del Colón

    Mañana a partir de las 20 horas el Teatro Colón será oficialmente reinaugurado y el jefe de gobierno porteño, Mauricio Macri, aprovechará la ocasión para obtener la mejor foto posible.

  • Amenaza de Macri a los trabajadores del Colón

    El gobierno macrista, una vez concluida la feria judicial, iniciaría una demanda sin precedentes contra ocho trabajadores del Teatro Colón (siete son delegados) por $ 11 millones por supuesto daño económico al haber tenido que levantar la temporada 2010 por los conflictos laborales. Pero sumaron unos $ 44 millones más, en concepto “de daños futuros y potenciales”. De esta manera, profundiza el conflicto, penaliza la protesta, criminaliza a los representantes y ejerce persecución ideológica, política y gremial.

  • Cuando el PRO dice “cultura”

    Mauricio Macri señaló en recientes declaraciones periodísticas que los reclamos laborales del primer coliseo argentino son sólo de un grupo minúsculo y, en un lenguaje que quiere ser popular sin lograrlo, atacó: “El Teatro Colón es de los vecinos”.
    Y, como si el maltrato que vienen recibiendo los trabajadores del Teatro Colón no alcanzara, el Gobierno de la Ciudad de Buenos Aires sumó la persecución política, la criminalización de la protesta y la penalización de los delegados.

  • Teatro Colón: resultado de la desidia en escena

    Aclarado que la gestión del gobierno de la ciudad de Buenos Aires no es accidental, sino la puesta en escena de la política macrista en estado puro, creer que la situación del teatro Colón es culpa de unos artistas devenidos piqueteros es más ridículo que tragarse el propio bigote.

Macri y el tenor de la memoria | Miradas al Sur

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s