Revista Noticias | Renán en el Colón – Secretos de un regreso mágico

Revista Noticias Cultura | Renán en el Colón
Secretos de un regreso mágico
Tras una década sin trabajar en el primer coliseo, el régisseur revela la trastienda de su puesta de "La flauta mágica", de Mozart. Los proyectos en carpeta y su diagnóstico sobre la cultura en la era K.
Por Margarita Zelarayán
El maestro. En su rol de director escénico, Renán puso especial énfasis en los ensayos técnicos: su puesta incluye recursos cinematográficos.
Sergio Renán (78) conoce el Teatro Colón como pocos, por su gestión como director de la sala durante varios años, pero también por haber dirigido en ese escenario numerosas puestas de óperas. Es que, además de ser reconocido como director de cine y de teatro, Renán es un melómano apasionado. Su talento como régisseur lo trae ahora de regreso al teatro de sus amores, después de diez años de ausencia, para dirigir una nueva puesta de “La flauta mágica” de Mozart. Estrenada en los suburbios de Viena en 1791, pocos meses antes de la muerte del compositor, esta ópera es una de las más célebres del genio de Salzburgo. Y, al mismo tiempo, es una de las que más estudios y análisis han generado, con sus elementos mágicos y su simbología ligada a la masonería.

Noticias: ¿Qué desafíos plantea esta ópera para el director de escena?

Sergio Renán: El desafío dramático consistiría en que esté presente la mayor cantidad de elementos constitutivos de la historia. Todo depende de la lectura que el director escénico haga sobre una ópera. En este caso, yo no me he planteado a priori querer que el espectador saque determinadas conclusiones. Una de las cosas que nos ocurre a los directores es que a partir de nuestra propia decisión podemos convertir en más simpáticos a algunos personajes, o en más cuestionables a otros. Pero he tratado de que todos tuvieran rasgos que los humanizaran.

Noticias: ¿Cómo es su puesta de “La flauta mágica”?

Renán: Mi concepción particulariza la mirada en los componentes mágicos de la historia. Hay datos que refuerzan ese punto, como la atemporalidad, cierta mezcla de candor y de solemnidad, y la presencia continua del humor. Se han escrito muchos ensayos sesudos sobre esta obra, pero no me los tomo muy en serio. Se conocen las circunstancias en que fue escrita, la velocidad, el lugar donde fue estrenada. La intención de Mozart y del libretista era que, por sobre todas las cosas, fuera un éxito popular.

Noticias: ¿Y desde el plano visual?

Renán: La historia transcurre en una cantidad inusual de escenarios. Eso es parte de lo que me remitió a la utilización del cine o a las proyecciones. Para eso conté con el trabajo de Juan Pedro de Gaspar, que además de ser un gran escenógrafo es un gran director de arte de cine. El espectáculo, desde la perspectiva de la cantidad y de la índole de imágenes que propone, es absolutamente inusual. Es una puesta respetuosamente irreverente.

Noticias: ¿Qué opina de la renovación en las puestas en escena de ópera? A veces se critica a los régisseurs por “traicionar” lo que supuestamente quería el autor.

Renán: Es que a veces eso ocurre. Puede llegar a ser un fenómeno claramente narcisista y frente a eso comparto el enojo del espectador más tradicional. Me tienen cansado las puestas con espacios despojados, al punto de que no se ve nada que no sean los cantantes, generalmente vestidos con trajes negros. Lo mismo sucede con la aproximación temporal por la cual algunas óperas que originalmente transcurren en determinado período histórico son trasladadas a otros períodos más cercanos al nuestro. En ciertos casos, eso permite que el espectador del siglo XXI tenga un vínculo con la historia más fluido que si viera a los personajes con peluca y con ropa muy ajena a su cotidianidad. Pero en otros casos está muy mal hacer traslados de época. A veces les quita coherencia a la historia y a las conductas. Lo que define la condición clásica de una historia que se relata es la profundidad y la inteligencia en el planteo de la trama, además de la riqueza de los personajes. Eso es lo que determina que ciertas historias puedan ocurrir en diferentes ciclos históricos. Pero hay otras en las que el momento histórico tiene un protagonismo que no debe descuidarse.

Noticias: ¿De qué manera se conectan y se complementan sus actividades como director en cine, en teatro y en ópera?

Renán: Bueno, hay elementos en común y también hay muchas diferencias entre el cine, el teatro y la ópera. En el teatro lírico, la necesidad del cantante de cantar y, por lo tanto, de que las indicaciones del director no atenten contra su canto, son importantísimas. Por otra parte, las conductas son las mismas en los tres ámbitos, pero tienen dimensiones gestuales y corporales diferenciadas. En el teatro lírico, contando con espacios gigantescos como el escenario del Colón, se plantea la necesidad de que la gestualidad sea más grande. Y en los cantantes demando algo que en el cine jamás podría hacer, que es la sobreactuación.

Noticias: ¿Cómo se siente en su regreso a este teatro en el que vivió tantas experiencias?

Renán: Son muchas las sensaciones, las emociones y los pensamientos que vivo. Esta es una experiencia muy diferente de la que podría tener dirigiendo La flauta mágica en cualquier lugar del mundo. Durante estos últimos años concurrí al Colón a una función de “Otello” y a otra de “Jonny spielt auf”, que era una ópera que quería programar y que me interesó mucho ver. No es casual que durante todos estos años no haya vuelto.

Noticias: ¿A qué se debe?

Renán: Básicamente a una especie de desgarramiento. No quiero ponerme melodramático, pero todo lo que me llegaba acerca del estado del teatro, en general, suponía la degradación de un espacio amado al que, junto con mi equipo de trabajo, le dedicamos mucha pasión y mucha energía, logrando un porcentaje interesante de objetivos cumplidos. Me dolía tanto la situación del Colón y lo que escuchaba acerca de él, que me alejé. La reapertura del teatro me pareció, en sí mismo, un hecho jubiloso. Y desde entonces sigo viniendo.

Noticias: ¿Cuáles son sus sensaciones previas, y qué pasa después del estreno? A diferencia del cine, donde lo que ya está hecho no se puede cambiar ¿Hay cosas que se siguen modificando después del estreno de una ópera?

Renán: Pocas. Es algo intermedio entre lo que ocurre en el teatro y en el cine. Es cierto que en el teatro es posible mejorar lo que a uno no le parece bien. En cambio, el cine es un hecho consumado que sobrevivirá para recordarte por el resto de tu vida lo que hiciste mal. En el caso de la ópera, es algo intermedio. Se pueden corregir cosas después de la primera función, o de la segunda, pero cuando uno termina de acomodar todas las piezas en su lugar, ya está. Eso es bastante particular y frustrante.

Noticias: Pero, después del estreno, ¿sigue pensando en lo que se puede mejorar?

Renán: Absolutamente. Tengo una modalidad por la cual toda la etapa previa es muy intensa, y de lo que se trataría es de convertir en un hecho lo imaginado en esa etapa previa. Pero siempre aparecen diferencias entre la realidad y lo imaginado, generalmente desfavorables para lo imaginado.

Noticias: ¿Tiene otros proyectos para dirigir ópera?

Renán: No son demasiadas las óperas que me gustaría hacer. Soy un fanático de (el compositor checo Leoš) Janáček, y su ópera “Jenufa” es una de las deudas que me planteo conmigo mismo. En el 2001, cuando tuve que levantar la temporada, no pude concretar un “Don Giovanni” en el que había trabajado mucho. Yo había hecho una versión en donde había esbozado la idea esencial, que era un romance entre Don Giovanni y la muerte. Me gustaría mucho hacerlo.

Noticias: ¿Y proyectos de teatro y cine?

Renán: Hay una película que se llama “Ruidos molestos”, que es muy diferente de mis películas anteriores. Es menos sentimental y quizás más perturbadora. Y como proyecto posterior tengo el de una historia con mucha presencia de la música y de la danza. Casi una comedia musical.

Revista Noticias | Renán en el Colón – Secretos de un regreso mágico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s