Reflexiones sobre las elecciones del Director Obrero

REFLEXIONES EN RELACION A LAS ELECCIONES DEL DIRECTOR
OBRERO Y MIEMBROS DEL CONSEJO ASESOR HONORARIO

____ CRÓNICA Y COMPROMISO ____

Es innegable que la gestión del GCBA que comenzó en diciembre de 2007, representó y representa,para el Teatro Colón y sus trabajadores, uno de los períodos más nefastos y oscuros de la historia de nuestro Primer Coliseo. En septiembre del 2008, se sancionaba la ley 2855 de Autarquía del Teatro Colón, que al decir de algunos era la “panacea” para los trabajadores y muchos alertamos sobre la fatal combinación entre Autarquía y ley 471 de empleo.
En enero de 2009, asume García Caffi y sin solución de continuidad plantea la disolución de 11 sectores del teatro (resolución 7) y el traslado de 278 trabajadores de planta, más 90 trabajadores contratados a otros destinos municipales, por ej. hospitales y centros de salud. A partir de ese momento y sin pausa, comenzó una lucha realmente histórica, en la que los trabajadores del Colón construimos el camino que nos llevaría a organizarnos y a sostener la defensa de nuestra casa abarcando todos los frentes: laborales, gremia­les, legales, jurídicos,mediáticos y políticos.

En apretada síntesis:

1) En marzo de 2009 se plantean las medidas cautelares y los amparos para proteger a los compañeros trasladados, el patrimonio del Teatro Colón y para garantizar condicio­nes de trabajo dignas.

2) Comienza el éxodo masivo del patrimonio mueble del teatro y del remanente de per­sonal técnico que aún prestaba servicios en el edificio histórico.

3) Junio 2009 fallo favorable de la cautelar sobre traslados. Tres inspecciones oculares: Juez de primera instancia, Cámara de Apelaciones y Superintendencia de Bomberos de la Policía Federal, constatan en el predio, la Nube, la Biblioteca Nacional, el propio Colón y los talleres de Lavardén las desastrosas condiciones de trabajo, salubridad y seguridad de los compañeros y el estado lamentable del patrimonio mueble. Se dictan al menos siete cautelares en ese sentido, que como es sabido, Caffi y el GCBA incumplen con la mayoría.

4) En noviembre la Cámara revoca parcialmente la cautelar de primera instancia.

5) Diciembre de 2009 se producen las disponibilidades, al RAD, de 138 de los 278 trasla­dados. En marzo de 2010 logramos nuevamente, reincorporar al Colón a esos compañe­ros ya que obtenemos un fallo favorable en la cuestión de fondo del amparo
presentado un año atrás.

6) Comienza el regreso de los distintos cuerpos y sectores al edificio histórico. Queda en evidencia que lo denunciado, respecto a desaparición de grandes espacios destinados a la producción, es un hecho, y que muchos lugares no están adecuados a las tareas que deben realizarse en ellos, por ej las salas de ensayos del ballet y el piso del escenario. La asignación de espacios a muchas
áreas resulta caótica ya que la gestión contaba con la disolución efectiva de las mismas y la realidad indica que NO HAY LUGAR PREVISTO PARA TODOS.

7) Se reabre el Colón en mayo de 2010. Gran parte del teatro se encuentra en obra.

8) Desde el reingreso a la sede, se hace cada vez más evidente que el reclamo de los trabajadores por las pésimas condiciones de trabajo, el escandaloso atraso salarial y el comienzo de la acción persecutoria y de amedrentamiento de la Dirección General, así como su absoluta falta de diálogo, van en rumbo de colisión.

9) Se consagra la Asamblea General como el órgano supremo de planteo, debate y deci­sión de los trabajadores del Colón, sin exclusión de ningún tipo.

Podríamos continuar detallando paso a paso la evolución del conflicto, pero sería muy extenso.
Queremos sin embargo detenernos en este logro significativo, la Asamblea General, y sus resultados. Por primera vez los trabajadores construimos una herramienta que nos mantuvo cohesionados y con un objetivo común, que se mantuvo más allá de la diferen­cia de criterios. Eso, compañeros, se llama DEMOCRACIA.

Demostramos, hacia afuera y a nosotros mismos, que la unidad, aún con todas las prevenciones y desconfianzas del pasado, ES POSIBLE. Logramos instalar, integralmente, el conflicto del Teatro Colón, en el público, en los medios, en la justicia, en lo gremial, en lo político, en el ámbito nacional y en el internacional. Produjimos la serie más exitosa de actos artísticos en la calle con concurrencia masiva y progresiva de público. Estas presentaciones tuvieron su broche de oro histórico y sin precedentes en las dos funciones del Colón al Colón. Una organizada por el Ballet Estable en el Cervantes (di­ciembre 2010) y el concierto a cargo de ambas Orquestas (Estable y Filarmónica) en la Facultad de Derecho (marzo 2011).

Forzamos la apertura de la paritaria sectorial del teatro, espacio del cual fuimos segregados y proscriptos pese a las sentencias judiciales firmes, que ordenaban nuestra participación. Logramos que a nivel internacional se co­nocieran nuestros reclamos y situación; recordemos la conferencia de prensa conjunta con los compañeros de la Scala de Milán y la inmensa generosidad del maestro Plácido Domingo hablando a favor de los trabajadores y de nuestra causa.

Como es obvio, la respuesta de la Dirección General del EATC y del GCBA fue brutal, ilegal, alevosa, desmedida y constante. A los traslados, disponibilidades, intimaciones y cesantías jubilatorias, hay que sumarle los insultos, calumnias e injurias de los fun­cionarios a los trabajadores en los medios de difusión,las demandas millonarias (cuyo desistimiento logramos en la justicia), los sumarios a nueve delgados y a dieciséis tra­bajadores, las suspensiones preventivas sin goce de sueldo (también revertidas a través de cautelares, una de las cuales dio origen al reciente fallo a favor de José Piazza), la proscripción de compañeros para presentarse en los comicios para Director Obrero en diciembre de 2010, los salvajes descuentos salariales que, a la fecha los siguen pade­ciendo compañeros como: Patricia Pérez (Orq. Estable), Carlos Fernández (Orq. Esta­ble), Susana Benítez (Coro), Carlos Flores (Coro), entre otros, las cesantías dispuestas por Caffi para ocho delegados de ATE, las amenazas explícitas e implícitas, el estado de vigilancia y seguimiento interno de cada trabajador, el desconocimiento de las tutelas gremiales y de losderechos de los trabajadores, todo ello conformando uno de los ca­sos más graves de mobbing laboral que se conozca.

Hoy con las medidas suspendidas, pero con el conflicto vigente, puesto que nada aún se ha resuelto, nos encaminamos hacia un nuevo intento de elegir al representante de los trabajadores en el Directorio del EATC y en el Consejo Asesor Honorario.
Entonces, más que nunca, debemos estrechar filas para defender un Teatro Colón con Producción Pro­pia, Cuerpos Estables y multiplicación del rédito social. Ese teatro, sólo será posible con la discusión y debate entre todos, de los proyectos de carrera, estructuras, reglamentos y concursos. Sin proscripciones y sin discriminar a amplios sectores de los trabajadores de las discusiones y negociaciones, como ocurre actualmente.

El 24 de noviembre podemos cambiar la historia por una en la que participemos todos y dónde los proyectos sean discutidos y consensuados con todos los compañeros antes de debatirlos con las autoridades.
Hemos demostrado que eso es posible. No más “iluminados”, ni negociaciones a puer­tas cerradas. No más SIMUPA, reglamento 720 o Ley de Autarquía. Cada trabajador tiene el irrenunciable derecho de saber, opinar y debatir sobre su destino laboral y el de su fuente de trabajo.

 

___ DIRECTOR OBRERO: PRINCIPIOS FUNDAMENTALES___

Hay dos elementos que nos parecen rectores al funcionamiento del Director Obrero en el Directorio del Ente Autárquico Teatro Colon:

En primer lugar, el Director Obrero, no puede avalar o tomar decisión alguna que involucre a los trabajadores sin su consulta previa.

En segundo lugar, no se puede confundir el ámbito del Directorio del ente con el ámbito de discusión y consenso entre los trabajadores y el Gobierno, esto es la paritaria sectorial. La misión del Directorio es la de generar políticas culturales que gobiernen la institución, ahora bien, no hay que equivocarse “generar” no es “imponer” por eso aquellas políticas que son de índole gremial deben ser con­sensuadas con los trabajadores y su ámbito de discusión es la paritaria sectorial. No vamos a someter a una votación de cuatro a uno, temas netamente gremiales como son: grilla salarial, escalafón, estructuras, carrera, reglamento de trabajo,etc. Estos temas deben ser consensuados con la totalidad de los cuerpos, en pari­tarias plenas con la participación de todos los actores gremiales y funcionarios, como lo establece la ley y lo confirman sucesivos fallos judiciales.
Estas serán dos de las principales reivindicaciones que llevaremos al directorio, junto con la defensa plena del modelo de teatro con producción propia, cuerpos estables y rédito social. Somos plenamente conscientes de que este compromiso bajo estas reivindicaciones no dependen de un candidato, sino de la participa­ción del conjunto de los trabajadores integrantes del teatro, por eso creemos que el director obrero es un miembro de la Asamblea General en el Directorio, que lleva su voz y es sus oídos.

El objetivo de este volante es el de compartir algunas ideas para asu­mirlas como compromiso con los compañeros que se presentarán a elegir el 24 de noviembre al Director Obrero y a los miembros del Consejo Asesor Honorario. A aquellos compañeros que las asu­man como propias los
convocamos a darle el voto a Máximo Par­pagnoli (candidato a Director Obrero), a José Piazza (miembro Consejo Asesor Honorario) y a Pablo Mendes (miembro Consejo Asesor Honorario).

[recibido por correo electrónico]

5 comentarios en “Reflexiones sobre las elecciones del Director Obrero

  1. Demos UN VOTO DE CONFIANZA , a quienes siempre defendieron a TODOS/AS

    Los compañeros de TRABAJO, …Demos BUENO AIRES, A PROFESIONALES

    QUE QUIEREN DIGNIDAD !! RESPETO !! Y NO SOMETIMIENTO !!

    VAMOS PARPAGNOLI; PIAZZA::UDS PUEDEN::: !!! SE LOS DESEO DE TODO

    CORAZÓN:::::TEATRO COLÓN !! ESTÁS DE PIÉ !!

    Responder
  2. creo que no hay mucho que evaluar al momento de tomar la decision del voto, que este 24 podamos los trabajadores ser representados con total dignidad y espiritu de lucha con nuestro director obrero a la cabeza, vamos MAXIMO…………

    Responder
  3. Hola buen dia compañeros, estoy interesado en el tema de Director Obrero, y me gustaria saber si es posible que me enviaran alguna lesgislación al respecto como tambien su respectiva fundamentación puesto que en la ciudad de Parana, Provincia de Entre Rios hay algunos problemas similares a los que ustedes han o estan padiciendo por lo cual nos gustaria tambien contar con la posibilidad de implementar dicho concepto. Muchas gracias!

    Responder
  4. me doy cuenta que nada que ver lo que voy a preguntar pero: ya que hablamos de directores ¿alguien sabe cuales son los antecedentes (musicales,quiero decir ) del Maestro Gantzer?

    Responder

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s