Charlas de quincho

DiarioVeloz | 02/09/2013
Charlas de quincho
Quinchos preludiados, hoy, por la reunión más tensa del G-20 a la que concurre Cristina de Kirchner, cuando el mundo es un polvorín por la crisis de Siria. 
Nota extraída del diario Ámbito Financiero.
Esta semana de ausencia cristinista le permitirá a él, como a Mauricio Macri, participar de la semana olímpica que culmina el sábado 7 de diciembre en el Teatro Colón, cuando el Comité Olímpico Internacional anuncie la sede de los juegos de 2020. Allí estarán los primeros ministros de Turquía, Japón y España, porque compiten las sedes de Estambul, Tokio y Madrid. Rajoy verá a Cristina en San Petersburgo en la cumbre del G-20 y eso cubre la fecha que tenían libre para decidir un encuentro.

La Presidente partirá desde Rusia de regreso en la noche del viernes y estará en el país fuera de la fecha de ese encuentro de estrellas al que asistirán, además, la princesa Leticia de Borbón y el marido Felipe (llegan el jueves y el mismo sábado respectivamente). Macri y Scioli serán anfitriones durante la semana de los delegados de esos tres países, pero ya se han pronunciado a favor de que esos juegos se hagan en Madrid, en agradecimiento al apoyo que dio España a que Buenos Aires fuera la sede de los Juegos Olímpicos de la Juventud en 2018. Se podrán quejar los españoles de algún mal modo en temas empresariales (Aerolíneas, Repsol), pero nunca del afecto y apoyo que los dirigentes y las entidades argentinas le están dando a España en esta elección, aunque aún los delegados argentinos ante la COI se guardan en secreto por quién votarán.

Final con bella música, para contar cómo el martes, con singular elegancia, Zubin Mehta ingresó al escenario del teatro Colón. Lo recibieron con una ovación cerrada. Juntó sus manos para agradecer los aplausos con un gesto casi oriental, giro sobre sus talones, elevo su batuta y, la Filarmónica de Israel comenzó a tocar la Sinfonía número 5 de Gustav Mahler. El Adagietto, como siempre, logró conmover a todos. Ni falta hacía mencionar "Muerte en Venecia", el film de Visconti, ni las resonancias que trae esa música de las playas del Lido, los puentes, callejuelas y canales de una ciudad que se hunde con el peso de su historia. Mehta, con 78 años bien llevados, es un indio que conserva un vínculo indisoluble con el público argentino, desde los inicios de su carrera. Alguno recordó que en 1972 estuvo por dirigir en Buenos Aires en un concierto que debió suspenderse por la tragedia de Munich, cuando terroristas mataron a atletas de Israel en aquellas olimpíadas.Pero allí estaba, para rogarle que tocara un tango que se negó a interpretar, su glamorosa y devota platea: Rafaelito Oliveira Cesar, Nelly Arrieta, Mirta Legrand con su nieto, Nacho Viale del Carril; Sergio Renán, Carlos Grosso, María Marta y Jorge Salvat, Nequi Galotti, los Parisier en familia, Susana de Bari, Gino Bogani, Maria Teresa Villaroel, Norberto Frigerio, Claudia Stad (casi ahogada entre perlas grises, inmensas), Pedro Pablo García Caffi, Gabriel Barna, Estela Thota, Miguel Canale y Joly Casalis. Estaban Juliana Awada junto a Mauricio Macri y, en el otro extremo, Karina Rabollini, acompañadas por el rabino, leguislador y candidato a diputado nacional Sergio Bergman, Federico Pinedo y el ministro Daniel Chaín las observaban.

Charlas de quincho

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s