Gran fiesta celeste y blanca en la calle para recibir el 9 de Julio

Clarin.com | Sociedad | 09/07/16
Gran fiesta celeste y blanca en la calle para recibir el 9 de Julio
1816-2016 Miles de familias con escarapelas arrancaron a la tarde en Plaza de Mayo y luego asistieron al show de más 100 artistas junto al Colón. Fue la vigilia que dio la bienvenida al Bicentenario.

Colores. Cubiertas las gradas frente al escenario de la Plaza Vaticano, la gente colmó la 9 de Julio alrededor del Colón. Luces y sonidos para repasar 200 años de historia. Foto: Juano Tesone

Colores. Cubiertas las gradas frente al escenario de la Plaza Vaticano, la gente colmó la 9 de Julio alrededor del Colón. Luces y sonidos para repasar 200 años de historia. Foto: Juano Tesone

Einat Rozenwasser einatr@clarin.com

Celeste y blanco. En las escarapelas, en las banderas y en los ponchos de pana que repartía el Gobierno porteño entre los afortunados que lograron conseguir un lugar en las gradas montadas frente al escenario de la Plaza Vaticano, junto al Teatro Colón, donde con un show de música, luces y ballet y el desfile de unos 100 artistas se llevó adelante la vigilia de la celebración del Bicentenario.

Festejos por el Bicentenario frente al teatro Colón. (Fernando De La Orden)

Festejos por el Bicentenario frente al teatro Colón. (Fernando De La Orden)

Como en un continuado, la hilera de gente que había pasado la tarde en la Avenida de Mayo completaba el recorrido hasta los alrededores del Colón y trataba de buscar un buen lugar cerca de las pantallas gigantes. Es que la ubicación del escenario, sobre Viamonte y mirando hacia el Bajo, dejó poco lugar en el frente.

MIRA LA FOTOGALERIA HD

A las 20 en punto empezaron a bajar las luces y apenas unos segundos después, David Lebón subió al escenario y abrió el show con Mundo Agradable. En el primer estribillo el público dio una muestra de lo que se repetiría durante la noche, cuando coreó bien fuerte: “Este es mi sueño y el de muchos más, esta es mi casa donde quiero estar”.

Mirá también: Macri habló de “saqueo” al Estado y justificó el tarifazo

Y a las 21 comenzó el espectáculo que contó con la dirección de Eugenio Zanetti. A la derecha del escenario, la Orquesta Estable del Teatro Colón. A la izquierda, la Filarmónica de Buenos Aires. Con segmentos de Claro de Luna, de Debussy, acompañaron un show de luces e imágenes proyectadas sobre una gran pantalla móvil que cubría toda la fachada lateral del Teatro Colón. Danza Aérea, un coro y un grupo de chicos que entraron al escenario con una gran bandera, que se fue desplegando mientras sonaba La Bandera Aurora y, una vez más, el público empezó a cantar: es la bandera, de la Patria mía.

Mirá también: Comida, trajes típicos y escarapelas para festejar el Bicentenario

En distintos segmentos fueron pasando César Isella, el Ballet Estable del Teatro Colón (dirigido por Maximiliano Guerra) con cuadros que hicieron un recorrido histórico desde 1680. También Opus Cuatro, con un repertorio que incluyó clásicos de nuestro folclore como María de los Dolores, Lunita Tucumana, Carnavalito el Humauaqueño, Juana Azurduy y la Misa Criolla que levantaron la temperatura.

Festejos por el Bicentenario en la Plaza del Vaticano. (Fernando De La Orden)

Festejos por el Bicentenario en la Plaza del Vaticano. (Fernando De La Orden)

Ya entrados en el último siglo de la historia argentina, el repaso trajo clásicos como Por una cabeza, La Cumparsita, Libertango y Adiós Nonino.

Las colectividades alemana, boliviana, checa, chilena, coreana, eslovena, española, griega, israelí, lituanesa, paraguaya y peruana, entre otras, se sumaron para Va Pensiero – Nabucco. Y otra vez la emoción compartida cuando un conjunto de artistas populares entre los que estaban Sandra Mihanovich, Raúl Lavié y Tomás Lipán hicieron Todo Cambia.

Mirá también: Un paseo por los sabores que sobrevivieron al paso del tiempo

La Banda Tacuarí del Regimiento de Patricios encabezó el último número. Y el cierre fue a pura risa con la presentación del grupo Les Luthiers, que llegó con su show hasta la medianoche. Entonces sí, las miles de personas que seguían haciendo el aguante a pesar del frío se pusieron de pie y juntos entonaron, entonamos, el Himno Nacional Argentino. Y que viva la Patria. w

Gran fiesta celeste y blanca en la calle para recibir el 9 de Julio

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s