Dos semanas de lujo en el Colón – Diario El Día

FESTIVAL DE MUSICA Y REFLEXION
Dos semanas de lujo en el Colón
Junto a su Orquesta West-Eastern Divan, Barenboim inaugura mañana la tercera edición de este esperado evento del que también participará Marta Argerich

23 de Julio de 2016 | Publicado en Edición Impresa

 Con diferentes presentaciones, y bajo la dirección de Barenboim, la Orquesta West-Eastern Divan será una de las grandes protagonistas El director de orquesta argentino/israelí Daniel Barenboim inaugurará mañana en el Colón el festival  Dos semanas de lujo en el Colón

Con diferentes presentaciones, y bajo la dirección de Barenboim, la Orquesta West-Eastern Divan será una de las grandes protagonistas

Un concierto de la Orquesta WestEastern Divan, bajo la dirección del argentino Daniel Barenboim, marcará mañana la inauguración del Festival Barenboim de música y reflexión, uno de los hitos del programa anual del Teatro Colón que se concreta por tercer año consecutivo y comprenderá -en esta edición- encuentros con la pianista argentina Martha Argerich.

La persistencia de los dos músicos -especialmente la de Argerich, alejada de los circuitos de concierto fuera de algunos intercambios con sus colegas más cercanos- en el programa del Colón ha sido uno de los mayores logros de la administración del teatro en los últimos años.

La apertura del Festival Barenboim se consumará mañana a las 17 con un programa musical accesible a todo público: las tres últimas sinfonías compuestas por Wolfgang Amadeus Mozart: Sinfonía Nro. 39 en Mi bemol mayor, K.543; la Sinfonía Nro. 40 en Sol menor, K.550; y Sinfonía Nro. 41 en Do mayor, K.551 “Júpiter”. La Orquesta repetirá el concierto el martes 26 a las 20.

Argentino de nacimiento, con familia judía de origen ruso, naturalizado israelí y español, y con la ciudadanía palestina, Barenboim utilizó el lenguaje musical para establecer un código universal sin ignorar diferencias, conflictos ni asperezas políticas distantes del hecho artístico. Así, la orquesta del Diván Este-Oeste, formada con músicos procedentes de Israel, países árabes y España, se ha convertido acaso en el mayor emblema político musical del planeta.

El viernes 29 y el sábado 30 de julio a las 20, Barenboim y la Orquesta realizarán un concierto sinfónico con obras de Alberto Ginastera y Horacio Salgán (es conocida la admiración y la amistad de Barenboim con el pianista mayor del tango) y a modo de homenaje por el centenario del nacimiento de ambos músicos.

Entre otras piezas se interpretará el Concierto para violín, Op. 30 de Ginastera y tres obras emblemáticas de Salgán como “Don Agustín Bardi”, “Aquellos tangos camperos” y “A fuego lento”.

“Si dirijo una sinfonía de Anton Bruckner seré, conscientemente o inconscientemente, centroeuropeo. Pero si toco tango al piano, soy argentino”, afirmó Barenboim sobre sus múltiples pertenencias.

El domingo 31 se concretará el encuentro más esperado. Argerich y Barenboim presentarán un exquisito programa musical que incluirá la Sonata para cuatro manos en Fa mayor, KV 497 de Wolfgang Amadeus Mozart, las Variaciones sobre un tema de Haydn, Op. 56b (versión para dos pianos) de Johannes Brahms y dos obras de Franz Liszt: Concerto pathétique y Reminiscencias de Don Juan.

“Nuestra relación es musical, claro, pero entre nosotros también existe un amor humano. Mi gran esperanza es que podamos tocar juntos tanto tiempo como nos sea posible. Esa es mi mayor alegría”, adelantó el director de orquesta sobre el placer de compartir el escenario con Argerich.

Marta Argerich, sin dudas, aporta más lujo a la grilla del Festival Barenboim de música y reflexión en el Colón

Barenboim destacó la estatura musical de su colega, que excede las virtudes técnicas o la velocidad de toque. “Claro que todo eso también lo sabe hacer, pero más allá de eso, siempre fue capaz de extraer un colorido enorme al piano. Además, tiene una fantasía a la hora de interpretar que pocos virtuosos poseen. Martha tiene una gran personalidad y nunca ha dejado de evolucionar”, manifestó.

La regularidad de las visitas de Argerich al Colón tiene un valor significativo. Arrastraba una frustrante experiencia en 2005 cuando los conflictos internos del teatro obturaron sus conciertos. Desde entonces sólo regresó a tocar al país en 2012 en salas de Rosario y Paraná, lejos de la resonancia de Buenos Aires, hasta que volvió al coliseo porteño de la mano de Barenboim.

Argerich, en calidad de solista honoraria, también se sumará a los conciertos que la Orquesta West–Eastern Divan realizará el jueves 4 y el viernes 5 a las 20.

El repertorio de esas noches incluirá Brio de Jörg Widmann, el Concierto para piano y orquesta Nro. 1 en Mi bemol mayor de Franz Liszt y, de Richard Wagner, la Obertura de “Tannhäuser”, Amanecer y viaje de Sigfrido por el Rhin, la Marcha fúnebre de “Sigfrido” y la Obertura de “Los Maestros cantores de Nuremberg”.

El sábado 6 a las 20 habrá otra esperada aparición, el debut en el Colón del tenor alemán Jonas Kaufmann, una de las máximas expresiones de la lírica contemporánea.

Dos semanas de lujo en el Colón – Diario El Día

Un comentario en “Dos semanas de lujo en el Colón – Diario El Día

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s