Opera in The World

Director: Dr. Alberto Leal | Colaboradores
Die Soldaten
Hay dos hechos positivos y uno negativo a resaltar con motivo del estreno  ( para Sudamérica ) de esta obra del compositor alemán, estrenada en  1965 en Colonia

inmediatamente presentada en otras ciudades alemanas  y finalmente en 1982 llegada a los EEUU donde se la vio en  en NY ( NYCO no el Met, algo que también se dio en   GB donde fue estrenada en la ENO  y no en el COVENT GARDEN ) y Boston , para luego caer en un relativo olvido con un muy escaso número de representaciones y de ciudades que la han visto. Con esta representación el Colón amortiza un relativo atraso que tiene en la presentación de óperas de autores alemanes del siglo 20, que conforman todo un movimiento y que no han logrado un espacio en la programación principalmente porque no se insistió en la idea del fallecido SERGIO RENAN  de un  abono de música contemporánea que llegó a crearse  y del cual rápidamente se desistió según se comenta por la escasa adhesión del público. Ahora vuelve dentro del Abono tradicional, con un público cautivo que tiene que comprar entradas para esta Opera le guste o no le guste verla porque es parte del menú obligatorio (de hecho algunos abonados optaron por no utilizar sus asientos y hubo algunas vacantes al menos en la Platea, que se  volvieron más abundantes pero no preocupantes después del único intervalo) Un Teatro oficial tiene que estar abierto a todas las formas del arte que tiene a su cargo y es saludable que conozcamos las Operas más modernas que se han escrito y no nos quedemos con solamente lo que se escribió de RICHARD STRAUSS  para atrás. Lo que causa en cierta medida preocupación y hasta irritación es el hecho de que estas inclusiones, que se han vuelto más frecuentes en las tres últimas direcciones artísticas del Teatro, en vez de ser ADICIONALES A son en SUSTITUCIÓN DEL repertorio más tradicional que no sólo está siendo ofrecido en un número menor sino que no está siendo presentado con  el brillo debido siendo de notarse una caída en el nivel de los elencos que se importan, a menudo superados por los elencos locales a cargo de las extraordinarias y con puestas en escena que desnaturalizan de tal manera las obras que por comparación las  obras más modernas llegan a parecer conservadoras.  (FELIZMENTE TOSCA, EL PROXIMO TITULO SRA UNA INSULA EN MEDIO DEL REPERTORIO CON  DOS ELENCOS DE EXCEPCION) El segundo factor positivo a destacar es la decisión de no traer un  regisseur de fuera y confiarle el arduo trabajo de montar esta difícil ópera a un director local, y aún más, a la hora de elegir el candidato inclinarse por un joven y talentoso director que ha venido desarrollando una carrera ascendente con presentaciones en varias ciudades del país y del exterior , inclusive en el Teatro Municipal de Santiago que es hoy por walk over del Colón la principal sala lírica del sub continente, siendo este su debut en la Sala. Indudablemente el logro absoluto de esta impactante puesta significará un espaldarazo en su carrera  que seguramente comenzará a tener repercusiones internacionales, muy especialmente si se llega a exportar o filmar esta versión. Die Soldaten no es nada fácil de escenificar porque el autor ha creado una acción envolvente donde se desarrollan varias escenas a la vez. Originalmente Zimmermann había proyectado una compleja estructura de 12 escenarios que envolverían al espectador, lo cual terminó siendo considerado como una locura irrealizable por las autoridades de Colonia que habían encargado la Opera, lo cual atrasó en varios años el estreno y obligó a que la partitura fuera reescrita. En representaciones posteriores se usaron recursos multimedia con diversas pantallas. La versión  de Maritano –Bordolini recurre al escenario giratorio del Colón pero también a estructuras en forma de torre que contienen espacios  cúbicos (en algunas escenas 21 de ellos ¡!) en los cuales se desarrollan las escenas paralelas, que incluyen una inusual serie de violaciones y actos sexuales más o menos violentos   Algunas escenas son de muy fuerte impacto,  muy especialmente – la escena 1 del acto 2, que es también un momento cumbre de la partitura, con la celebración masiva en el café y las peleas entre soldados que se producen en ella, y el impresionante sonido de percusión que producen  los soldados con sus tazas golpeando en la mesa al unísono. -la escena  5 del acto 3 con el enfrentamiento de la condesa con Marie – la escena 1 del acto 4 verdaderamente pesadillesca donde  recurriendo a dobles varias Marie aparecen en cada uno de los cubículos que resumen simultáneamente la historia de la degradación progresiva de Marie – -todo el cuadro final del acto que se inicia con el rechazo del  padre ( muy intenso en la escena final ) hacia su hija tornada ya en una prostituta mendicante, y la durísima escena final que culmina con  el grito mudo de la protagonista y el apagón total de las luces del Teatro. A lo largo de la obra y en sus escenarios simultáneos Maritano ha tenido que manejar gran cantidad de cantantes y figurantes obteniendo de todos y cada uno de ellos una gran concentración dramática y una gran compenetración con el personaje interpretado. El trabajo es tan notable que da para olvidar algunas locuras cometidas años atrás en el repertorio tradicional que quizás no hayan sido más que pechés de jeneusse. Si difícil es montar escénicamente la obra, más difícil aún es conducirla musicalmente. Con  una orquesta ampliada en número de instrumentos, grabaciones de voces, pasos  y sonidos bélicos, y la ausencia de una línea melódica que facilite la ejecución, de hecho mantener el todo unido es una tarea de ciclope, y el excelente director suizo  BALDUR BRONNIMANN  de hecho lo fue ( más allá del percance en la noche del estreno ),obteniendo un  óptimo rendimiento de todos los recursos empleados y muy especialmente de la Orquesta estable empeñada en la ejecución de una partitura que escapa notoriamente a su fach habitual. Hasta donde es posible juzgar a los cantantes en  una Opera que uno no conoce y que por otra parte tiene una música tan extraña, me pareció muy bueno el desempeño de todos ellos con un destaque absoluto para SUSANNE ELMARK excelente protagonista con una gran entrega actoral pero también con una voz que  bien quisiera oír en una música más normal. Buenos puntales fueron JULIA RIDLEY  como su hermana,  LEIGH METROSE como su novio, FRODE OLSEN como el padre ( muy intenso en la escena final ) y entre los locales EUGENIA FUENTE con una voz bien más grave que lo que le hemos oído últimamente y SANTIAGO BALLERINI que sobrepasó con facilidad la barrera de la orquesta y se hizo oír muy bien en la enorme sala del _Colon, una evidencia más de cómo su voz ha crecido en estos años. Me parecieron calantes los agudos del tenor  TOM RANDLE pero no podría jurar que no hayan sido escritos así, y desagradablemente estridentes y casi gritada la voz de NOEMI NADELMANN como la Condesa, pero nuevamente no puedo saber si está concebido así. En cuanto  a la obra en sí, se han tejido profundos análisis por parte de musicólogos, filósofos y literatos que le asignan  un  profundo contenido de denuncia de la violencia, en particular de las clases dominantes germanas , una crítica al militarismo  y hasta de la crueldad intrínseca del género humano. Y se ha calificado a su música como un  texto fundamental del arte musical moderno. original Puede ser. A mí el argumento de la obra me ha resultado bien similar al de tantos melodramas que he visto en cine y hasta en las Operas “anticuadas “–Una joven de familia burguesa que es seducida violada y prostituida y acaba en la mala. SE ha visto muchas veces y no tiene nada de original. Lo es la manera recargada, alucinante de presentarlo. Sobre la música puede ser que sea de verdad un hito en la historia de la música, pero con franqueza dudo mucho que de aquí a unos días me despierte con un deseo irrefrenable de volver a oír esa música que para mí la mayor parte del tiempo sonó simplemente a acompañamiento ruidoso de la acción. Y me quedo con las inteligentes e introspectivas palabras del propio Maritano en el programa ES LA OBRA DE UN HOMBRE QUE HA PERDIDO LA POSIBILIDAD DE DIALOGAR CON EL MUNDO Y SOLO PUEDE GRITARLE COMO EN UN DESCARGO VISCERAL, SIN ESPERAR NINGÚN TIPO DE RESPUESTA. Yo pertenezco a una generación que iba a la Opera a conmoverse con las emociones y la belleza de la música que se le ofrecía, no a que le griten.  Me ha gustado conocer la Opera, me ha interesado y en más de un momento me ha conmovido. Pero no anteveo que por lo menos en los próximos 5 años se me ocurra entrar en un Teatro para verla otra vez.

LUIS G BAIETTI

SOBRE LIBRETTO PROPIO BASADO EN LA OBRA TEATRAL DE JAKOB LENZ DIRECCION  MUSICAL BALDUR BRONNIMANN DIRECCION ESCENICA –PABLO MARITANO ESCENOGRAFIA E ILUMINACION – ENRIQUE BORDOLINI COREOGRAFIA -CARLOS TRUNSKY ORQUESTA ESTABLE DEL TEATRO COLON  ESTRENO SUDAMERICANO

Opera in The World

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s